Virgen y Ángel de una Anunciación (Siglo XIV)

Virgen y Ángel de la Anunciación. Siglo XIV. Museo de Bellas Artes. Lyon.

Estos personajes, de tamaño natural, parecen comunicarse más allá de las palabras. El ángel Gabriel, con la mano izquierda en el corazón, lleva una larga túnica y una capa con pliegues ondulantes, un chal y una diadema en la cabeza. La flexión hacia delante, la expresión reservada y el gracioso movimiento de la mano derecha revela una actitud diferente: “te saludo María”.

Por su parte, la Virgen tiene un gesto de sorpresa. Ha sido escogida por Dios para ser la madre de Jesús. Su cuerpo alargado adopta una postura graciosa de una torsión aún gótica. El brazo izquierdo hoy mutilado debía sin duda tener un libro: a la llegada del ángel, ella interrumpe su lectura y escucha, atenta.

El Ángel Gabriel

La expresión reflexiva de los personajes y la belleza de los rostros revelan a un gran maestro. El autor podría ser Francesco di Valdambrino, activo en Siena a principios del Siglo XV, y las estatuas procederían de la Iglesia de Santa Catalina de Pisa.

Bajo la influencia de los Misterios, que se colocaban en los atrios de las iglesias en la Edad Media, numerosos grupos como este, en los que se representa la Anunciación, se podían admirar en las iglesias de la Toscana italiana. Es, sin embargo, difícil de saber hoy cuál era su situación original (¿en una columna, en hornacinas?) y su función precisa. Los brazos articulados de la Virgen hacen pensar que estaba vestida con telas y llevaba joyas, por lo que podrían servir para escenas de teatro o llevarse en procesión.

Cristo crucificado de Cellini (detalle)

Cristo crucificado. Benvenuto Cellini. Real Monasterio de San Lorenzo del Escorial.

Buscando en internet análisis sobre la estatua, he dado con este número de 1900 de la Ilustración Española y Americana, con un artículo muy curioso sobre la estatua, con la retórica, eso sí del momento. Os dejo la primera parte y pongo más abajo un enlace al artículo para quien lo quiera leer entero.

Benvenuto Cellini y el Crucifijo del Escorial.

Anteriores posts sobre el Cristo:
Cristo Crucificado de Cellini.

Cristo crucificado de Cellini

Escultura de Cristo Crucificado, obra de Benvenuto Cellini. Basílica del Real Monasterio del Escorial. Madrid.

El Crucifijo de Benvenuto Cellini es una representación escultórica del Cristo crucificado realizada por Benvenuto Cellini en mármol blanco de Carrara entre 1559 y 1562. Se exhibe actualmente en la Basílica de El Escorial, sobre una cruz de mármol negro superpuesta sobre otra de madera, y con los genitales cubiertos por un paño de pureza (perizonium) que se puede retirar.
Sus medidas son de 184 centímetros de altura y 186 centímetros de envergadura. Tiene en su pie esta inscripción:
BENUEN UTUS.CEL LINUS.CIU IS.FLORE NT.FACIER AT.MDLXII
La cabeza está ligeramente inclinada hacia la derecha y no lleva corona de espinas. La anatomía está realizada con un gran realismo.
La representación de Cristo desnudo es muy poco frecuente, pero tiene ejemplos destacados, como los debidos a Miguel Ángel (Crucifijo del Santo Spirito y otros que también han sido objeto de censura púdica -fresco del Juicio Final de la Capilla Sixtina y la escultura denominada Cristo de la Minerva-).

Posts anteriores sobre el Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial:

  1. El Monasterio de El Escorial, al anochecer.
  2. Fresco de la Gloria o El Triunfo de la Monarquía Hispánica (El Escorial).

"Hércules combatiendo la Hidra"

Escultura en bronce representando a Hércules combatiendo a la hidra. Obra de autor desconocido realizada entre 1525 et 1550 en el norte de Italia. Originariamente formaba parte de una fuente del siglo XVII, situada en los jardines de Rueil. En el siglo XVIII, fue instalada en otra fuente del parque de Marly. Entre 1847 y 1872 estuvo en el porche del palacio de Saint Cloud.
Es de subrayar la pequeñez de la hidra en comparación con Hércules, algo que no tiene mucho que ver con la historia del segundo trabajo del héroe griego.
Se encuentra actualmente en el Museo del Louvre en Paris, Francia.

Monumento funerario del Condottiero Roberto Malatesta / Funeral Monument of the Condottiero Roberto Malatesta

 
 
 
Museo del Louvre.
 
 

Atribuido a Eusebio de Caravagio, data de finales del siglo XV. Roberto Malatesta, fue señor de Rímini, aunque naciera en Roma (1442–1482). El relieve está esculpido en mármol, aproximadamente alrededor de 1482–1484 y es un fragmento de un monumento funerario erigido por orden de Sixto IV bajo el pórtico de la antigua basílica de San Pedro de Roma.

Roberto Malatesta fue hijo ilegítimo de Segismundo Pandolfo (casi todos sus hijos fueron ilegítimos) y de Vannetta di Galeotto Toschi (de la ciudad de Fano) y perteneciente, por tanto, a una de las familias italianas más importantes, especialmente del Trecento y del Quattrocento. Fue legimitado por el Papa Nicolás V y desde pequeño se inclinó por la vida militar revelándose un valiente jefe o condottiero, tanto en la campaña contra Alfonso V el Magnánimo de Nápoles (Alfonso V de Aragón) como contra Pío II. Fue nombrado señor de Rímini, tras empadronarse en la ciudad a la muerte de su padre (1468), movimiento no muy legal, pero en el que tuvo éxito. Se casó con Isabella, hija de Federico de Montefeltro. 

(ENG)

Attributed to Eusebio de Caravaggio, it’s dated from the last decades of the XVth century (1482-1484, approx). Roberto Malatesta was Rimini’s Signore, although he had been born in Rome (1442-1482). The embossment is sculpted in marble, being a piece of the funeral monument erected under orders of Sixtus IV under the gantry of the old St. Peter’s Basilica in Rome.

Roberto Malatesta was the illegitimate son of Segismundo Pandolfo (nearly all his children were actually illegitimate) and of Vanetta di Galeotto Toschi (from the city of Fano). He belonged then to one of the most important Italian families from the Trecento and the Quattrocento. He was legitimised by the Pope Nicholas V and was inclined to military life since childhood. In addition, he was a brave chief or condottiero in the war against Alfonse V the Magnanimous of Naples (V of Aragón) and against Pius II. He was appointed Signore de Rimini, after moving to the city following his father’s death (1468). It was not a very legal move but truly succesful.

He married Isabella, Federico de Montefeltro‘s daughter. Montefeltro was Duke of Urbino.